Para hacer este sencillo y delicioso postre necesitamos los siguientes ingredientes:

  • 3 tipos de chocolate: 150 gramos de chocolate negro, 150 gramos de chocolate con leche y 150 gramos de chocolate blanco
  • Medio litro de leche
  • 1 litro de nata para montar
  • 3 sobres de cuajada
  • 5 cucharadas soperas de azúcar

Para la base de la tarta:

  • 300 gramos de galletas
  • 100 gramos de mantequilla sin sal

Para la decoración podemos utilizar lo que más nos guste: snacks de chocolate, frutos secos, fruta fresca…

Preparación:

  1. En primer lugar elaboraremos la base de la tarta. Rompemos y desmigamos bien las galletas como más fácil nos resulte; podemos ayudarnos con un rodillo, con un mortero, con una batidora, etc.
  2. Derretimos ligeramente la mantequilla en el microondas y una vez molida de forma homogénea la galleta, añadimos la mantequilla y mezclamos bien.
  3. Cubrimos la base del molde de tarta con papel vegetal de modo que éste quede sujeto con las paredes del modo y con sobrantes.
  4. A continuación cubrimos la base del molde con la mezcla de galleta y mantequilla, presionando con las manos para que quede uniforme y compacta.
  5. En un recipiente hondo mezclamos bien el medio litro de leche con el litro de nata para montar.
  6. En una olla vertemos medio litro de esta mezcla y la ponemos al fuego.
  7. Añadimos a la olla 1 sobre de cuajada, el chocolate negro y 3 cucharadas soperas de azúcar.
  8. Calentamos hasta que empiece a hervir, retiramos del fuego, movemos la mezcla y cuando cesen las burbujas ponemos medio minuto más al fuego.
  9. Vaciamos el contenido de la olla con cuidado sobre el molde y guardar en la nevera para que cuaje.
  10. A continuación, en la misma olla calentamos otro medio litro de la mezcla de leche y nata añadiendo otro sobre de cuajada, el chocolate con leche y en esta ocasión 2 cucharadas de azúcar (ya que el chocolate con leche es más dulce que el negro).
  11. Calentamos hasta que hierva, retiramos del fuego y cuando cesen las burbujas la ponemos medio minuto más al fuego.
  12. Sacamos el molde de la nevera y rayamos la superficie del chocolate negro que ya está cuajado tenemos cuajado con un tenedor para evitar que resbalen las capas de los distintos chocolates.
  13. Vertemos chocolate con leche en el molde sobre el chocolate negro poco a poco con un cucharón (así nos aseguramos de que no se mezclan los dos chocolates) y guardamos el molde en la nevera.
  14. Para finalizar nuestra tarda, hacemos lo mismo con el último chocolate. En la misma olla vaciamos el último medio litro de leche y nata y la ponemos al fuego, añadiendo un sobre de cuajada. En esta ocasión NO AÑADIREMOS AZÚCAR.
  15. Dejamos que hierva, retiramos del fuego y ponemos medio minuto más cuando cesen las burbujas.
  16. Sacamos el molde de la tarta de la nevera y rayamos la superficie del chocolate con leche con el tenedor.
  17. Vertemos el chocolate blanco sobre el chocolate con leche con el cucharón y guardamos por última vez en la nevera y la dejaremos unas 3-4 horas para que cuaje bien.
  18. Pasado ese tiempo, podemos sacar el molde, desmoldar y decorar al gusto.
  19. Por último emplatar y ¡disfrutar!
Agradecimientos a Tartas Lussocake Granada (ver ubicación en Google Maps) por sus consejos sobre elaboración de tartas.